Pimientos caramelizados con vinagre de modena

🏵 Pimientos caramelizados con vinagre de modena

⚠️ recetas con pimientos verdes y cebollas

Una de las últimas tendencias que ha arrasado en el mundo son los platos ligeros, saludables y de producción local elaborados con productos frescos de temporada. Hay mil y una formas de dar a las verduras un toque original para crear platos divertidos, emocionantes y seductores. ¿Has probado a caramelizarlas con vinagre balsámico? Un rápido chorro es suficiente para revolucionar esas verduras del fondo de la nevera y convertirlas en una comida sensacional o en la guarnición perfecta.

Sólo tienes que coger tus verduras favoritas (calabacines, cebollas, pimientos, berenjenas, puerros, zanahorias…) y freírlas suavemente en una sartén con aceite de oliva virgen extra durante un par de minutos hasta que estén blandas. A continuación, añada un chorrito de vinagre balsámico, una cucharada de azúcar y un chorrito de agua, baje el fuego y cocine durante 20 o 30 minutos, hasta que las verduras estén completamente caramelizadas. Luego, deja volar tu imaginación… ¿Qué tal si las utilizas como cobertura de hamburguesas, servidas con legumbres o como guarnición de pescado? Adelante, ¡prueba tú mismo!

🤭 cómo hacer pimientos suaves

Utilizarlos juntos (3 partes de aceite / 1 parte de balsámico) justo antes de servirlos sobre: moussaka, cecina o pollo, brochetas, pizza, salsas para pasta, fajitas, tacos, chilli con carne, baguette de lomo, pulled pork, verduras asadas, ensaladas verdes o camembert al horno.

Utilícelos juntos (3 partes de aceite / 1 parte de balsámico) justo antes de servirlos sobre: moussaka, cecina o pollo, brochetas, pizza, salsas para pasta, fajitas, tacos, chile con carne, baguette de lomo, cerdo asado, ensaladas verdes o camembert al horno.

READ  Receta solomillo wellington thermomix

😻 cebollas y pimientos caramelizados en el horno

Una de las últimas tendencias que ha arrasado en el mundo son los platos ligeros, saludables y de producción local elaborados con productos frescos de temporada. Hay mil y una formas de dar un toque original a las verduras para crear platos divertidos, emocionantes y seductores. ¿Has probado a caramelizarlas con vinagre balsámico? Un rápido chorro es suficiente para revolucionar esas verduras del fondo de la nevera y convertirlas en una comida sensacional o en la guarnición perfecta.

Sólo tienes que coger tus verduras favoritas (calabacines, cebollas, pimientos, berenjenas, puerros, zanahorias…) y freírlas suavemente en una sartén con aceite de oliva virgen extra durante un par de minutos hasta que estén blandas. A continuación, añada un chorrito de vinagre balsámico, una cucharada de azúcar y un chorrito de agua, baje el fuego y cocine durante 20 o 30 minutos, hasta que las verduras estén completamente caramelizadas. Luego, deja volar tu imaginación… ¿Qué tal si las utilizas como cobertura de hamburguesas, servidas con legumbres o como guarnición de pescado? Adelante, ¡prueba tú mismo!

📃 recetas saludables con pimientos y cebollas

Utilícelos juntos (3 partes de aceite / 1 parte de balsámico) justo antes de servirlos sobre: moussaka, cecina o pollo, brochetas, pizza, salsas para pasta, fajitas, tacos, chilli con carne, baguette de lomo, pulled pork, verduras asadas, ensaladas verdes o camembert al horno.

Utilícelos juntos (3 partes de aceite / 1 parte de balsámico) justo antes de servirlos sobre: moussaka, cecina o pollo, brochetas, pizza, salsas para pasta, fajitas, tacos, chile con carne, baguette de lomo, cerdo asado, ensaladas verdes o camembert al horno.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.Más información
Privacidad